02 de Marzo 2017 |

Misión, misericordia y familia: los desafíos para el 2017

El Arzobispo de Santiago dio a conocer, a través del documento “Acentuaciones pastorales”, las líneas que acompañarán durante este año la vida de esta Iglesia local. Tres serán los ejes: la dimensión misionera, la experiencia misericordiosa de Dios y el encuentro con la familia.

Misión, misericordia y familia: los desafíos para el 2017


Por Enrique Astudillo Baeza

En el permanente anhelo de profundizar la experiencia que nos dejó el Año Santo de la Misericordia y el llamado del Santo Padre a ser una "Iglesia en salida", el cardenal Ricardo Ezzati nos invita a prestar atención a las tres acentuaciones de este año pastoral.

Fortalecer nuestra actitud misionera

A través del compromiso de profundizar en el proceso de renovación misionera, la Iglesia reforzará la misión permanente, en comunión y en salida, para responder a los desafíos que presenta nuestra realidad y anunciar en ella la vida, la vida plena de Jesucristo el Señor. Para ello, es necesario impulsar y animar una permanente conversión personal, comunitaria y pastoral, que sea decididamente misionera, de manera particular en las periferias de nuestras parroquias y en el mundo juvenil; como también fortalecer nuestro ser misionero con el espíritu de Jesucristo, poniendo especial preocupación en los pobres y los jóvenes, ayudándonos con el método misionero de la arquidiócesis, mirar con los ojos de Jesús, discernir según el espíritu, planificar según la realidad discernida y evaluar lo que se hace.

Profundizar la experiencia de la misericordia de Dios

La experiencia de la misericordia nos lleva a preocuparnos por otros, a salir de nosotros mismos y descubrir a María como modelo de la Iglesia misionera y misericordiosa que puede ver el dolor y las necesidades de las personas. Ella nos acompaña y señala el camino para hacer nuestras las Obras de Misericordia. De esta forma, el Jubileo de la Misericordia resultó fundamental para ayudar a fijar la mirada en Jesús e invitar a ser "misericordiosos". En esa línea, encarnar el amor misericordioso de Dios manifestado en Jesucristo, como viga maestra de la vida de fe en la Iglesia, ayudará a fortalecer el aprecio y la dedicación pastoral al sacramento de la reconciliación y, por añadidura, profundizará la vivencia de la misericordia de Dios que surge del encuentro con Jesucristo, a través de las Obras de Misericordia Corporales y Espirituales dadas a conocer.

Salir al encuentro de la familia

Asumiendo la invitación del Papa Francisco en la Encíclica Amoris Laetitia, la Iglesia en Santiago quiere acercar a todas las realidades de familia y acompañarlas por medio de la acogida, el apoyo y la orientación, por medio de caminos pastorales que faciliten un acompañamiento las distintas realidades familiares, para que cada familia llegue a ser Iglesia doméstica y un lugar donde se vive el amor y la misericordia. De manera especial, con una preparación remota al sacramento del matrimonio, acompañar a las jóvenes familias de la parroquia y acoger y sostener a las familias en dificultad. Sobre este material pastoral, el cardenal Ezzati señala que "somos y queremos ser una Iglesia misionera, llamada a ser Reino de Dios, que anuncia el gozo del Evangelio, con el rostro misericordioso de Dios, con la ternura de su corazón y con sus mismos brazos abiertos". Monseñor Héctor Gallardo, vicario Pastoral, agrega en relación a problemáticas actuales que vive nuestra sociedad: "Si queremos ser verdaderamente una Iglesia en misión, nada humano nos debe quedar ajeno y debemos ser una Iglesia que escucha las voces que se levantan de nuestro pueblo". De manera particular el arzobispo ha invitado a todos los jóvenes de la arquidiócesis a participar en un sínodo para renovar la pastoral juvenil y aportar al Sínodo de los Obispos 2018 sobre los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional.

Fuente: Periódico Encuentro

http://www.periodicoencuentro.cl/marzo2017
Comentarios
No se han recibido comentarios.
Los comentarios de esta noticia se encuentran cerrados desde el 17/03/2017 a las 17:52hrs

ESCUELAS DE VERANO

Desde el 3 de enero y por dos semanas, se desarrollan las Escuelas de Verano, instancia de formación pastoral y humana, destinada a laicos, agentes pastorales y todos los interesados en profundizar sus conocimientos sobre la Iglesia, fe cristiana, sacramentos, catequesis y evangelización.

Escuelas de Verano Zonales y Decanales